General

Un nuevo estudio muestra que la vida podría prosperar en los planetas acuáticos


Siempre hemos pensado en la posibilidad de un planeta parecido a la Tierra que pudiera albergar vida. Cuando imaginamos un planeta como ese, nuestras mentes retratan un planeta muy similar al aspecto de la Tierra: una combinación de masa rocosa y agua.

Durante muchos años, habíamos establecido este modelo de combinación de roca y agua como el estándar para un planeta sustentador de vida. Sin embargo, según un nuevo estudio realizado por la Universidad de Chicago y Penn State, ¡es posible que podamos ampliar nuestras opciones!

Un estudio que amplía nuestros horizontes

El último estudio propone que los mundos acuáticos también se pueden agregar a la lista de planetas que sustentan la vida, ya que pueden mantener con éxito condiciones climáticas estables similares a las de la Tierra. Los investigadores creen que las reacciones geoquímicas son la base de unas condiciones climáticas estables, por lo que actúan como un contenedor viable para que prospere la vida.

La principal característica de un mundo acuático es que una parte importante de la superficie estará cubierta de agua. Los mundos acuáticos se presentan a sí mismos como un tema muy interesante para los astrobiólogos debido a su capacidad para sustentar la vida.

Sin embargo, se creía comúnmente que tener una capa de agua que se extendiera siempre en la superficie de un planeta no facilitaría las reacciones geoquímicas entre la atmósfera y la tierra. El estudio reciente va en contra de este sistema de creencias y afirma que los planetas oceánicos pueden ser habitables y pueden permanecer así durante miles de millones de años.

Los investigadores realizaron múltiples simulaciones para ver cómo funciona la interacción entre los elementos en un planeta oceánico y los resultados sugieren que las condiciones se mantienen estables.

El trabajo apuntó hacia un argumento de que no se necesita una copia al carbón de la tierra para sustentar la vida. Un planeta oceánico también puede ser un candidato principal en la lista de exoplanetas que pueden albergar vida.

Los investigadores buscan planetas que tengan agua y un clima estable cuando buscan planetas que sustenten la vida. Para tener tales condiciones, el planeta también debe estar a cierta distancia del sol.

De lo contrario, el agua estará en forma de vapor o hielo. Las simulaciones por computadora realizadas por los investigadores concluyeron que estas interacciones geoquímicas no son imprescindibles para tener un clima estable.

Un océano de oportunidades por delante

En esencia, los planetas oceánicos también pueden tener climas estables sin reacciones geoquímicas y pueden facilitar la formación de vida.

El estudio realizado por los investigadores sin duda nos da una nueva perspectiva a la hora de seleccionar planetas que puedan albergar vida. La noción de que solo un planeta con océanos poco profundos y masa terrestre visible puede sustentar la vida ha sido completamente reformada por estos últimos desarrollos.

Los planetas oceánicos que son más grandes y tienen océanos más profundos en comparación con la Tierra también pueden convertirse en recipientes para que la vida evolucione. Los investigadores también creen que las simulaciones se pueden aplicar para estudiar planetas en los sistemas de las enanas rojas, que se cree que son candidatos prometedores para sustentar la vida.

Los hallazgos de este estudio se publicaron en la Diario astrofísico.


Ver el vídeo: Romanos 1-3 l Las cartas apostólicas I Descubre el evangelio (Enero 2022).